Ordenar libros y …

Cuaderno de Bitácora, 30 de enero de 2014:

El pasado 20 de enero aparecía en la página web de “Lectura Lab”, el Laboratorio de la Lectura de la Fundación Germán Sánchez Ruipérez (dedicada sobre todo difusión y extensión de la cultura del libro y de la lectura) un artículo titulado Bibliotecarios: su misión es empoderar”. Se preguntarán ustedes, ¿y qué es “empoderar”? Según la Rae, en su segunda acepción: “Hacer poderoso o fuerte a un individuo o grupo social desfavorecido”, dicho otro modo: “el objetivo de estos profesionales (los bibliotecarios) es ayudar a las personas a tener vidas más plenas y hacer que las comunidades y la sociedad en general prosperen

Bibliotecario.La segunda pregunta que ustedes se pueden hacer ¿y cómo hace un bibliotecario eso? Se lo explicamos a continuación, con la ayuda del artículo antes citado:

Aumentamos el conocimiento de las personas: La lectura permite que nuestra capacidad de pensar se desarrolle, y asesoramos en la búsqueda del libro que pueda satisfacer las necesidades que nos solicita el lector.

Acceso a Nuevas Tecnologías: Como por ejemplo internet. En muchas ocasiones somos los primeros en poner en contacto a los usuarios con el mundo de los ordenadores, cómo buscar, qué buscar y dónde buscar; además de otros recursos que pueden encontrar en el gran universo que es internet.

Desarrollar habilidades: Muchas personas, debido a las circunstancias coyunturales que nos acompañan han tenido que volver a estudiar de nuevo, y los bibliotecarios estamos ahí para ayudar a que muchas personas puedan obtener su título de primaria o secundaria; o enlazando con el punto anterior, a encontrar un nuevo empleo asesorándoles, entre otras cosas, en cómo poner su currículum al día.

Queremos finalizar, hablándoles de las tareas más “mecánicas”, pero que también son indispensables en nuestro trabajo:

– Realizamos los carnets de usuarios, una vez que se ha rellenado el formulario correspondiente y que luego informatizamos.

Registro, sellado, tejuelado y catalogación de libros y otros documentos que llegan a la biblioteca, que pasan a una base de datos para que puedan ser recuperables y puestos a disposición de las personas que así lo requieran.

Préstamos, devoluciones, reservas y reclamaciones de documentos fuera de plazo, ya que hemos de recordar que la biblioteca sirve a toda una comunidad de usuarios y los documentos son para compartirlos.

Ordenación de los fondos de la biblioteca. Es indispensable para poder localizar el libro que se nos solicita.

Mantenimiento del SIGB: Es el sistema con el que trabajos los bibliotecarios, en este caso Absysnet, desde ahí gestionamos y tenemos acceso a todos los módulos: catalogación, usuarios, préstamo y devolución, reservas, etc.

– Llevamos a cabo estadísticas que nos pueden ayudar a mejorar en nuestro trabajo.

– Por último, también estamos en las redes sociales, en el caso de la Biblioteca de Pilas: Facebook, Twitter y el blog que ahora están leyendo “Leer alarga la vida” Todas ellas las actualizamos diariamente para tener a nuestros usuarios habituales y todos aquellos que quieran acceder a nuestras instalaciones bien informados.

En definitiva: “La sociedad ha evolucionado y los bibliotecarios han evolucionado con ella

Saludos del capitán Nemo, tened siempre un libro cerca… Alarga la vida.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s